DOLOR DE CABEZA INSOPORTABLE: NEURALGIA DEL TRIGÉMINO

dolor de cabeza

La neuralgia del trigémino, es otro tipo de dolor de cabeza punzante que suele afectar al mismo lado de la cabeza, mejilla o mandíbula para luego extenderse .
Las personas afectadas y que han sido tratadas con Terapia Cráneo-Sacral lo describen como un “mal insoportable”, porque nunca saben en qué momento va a aparecer  la molestia, ni cuánto tiempo va a permanecer, ya que es variable, y puede prolongarse desde unos segundos a periodos intermitentes, así como aumentar para luego de repente descender.
Una sensación  común para todos ellos es: un calambrazo eléctrico que recorre un lado de la mandíbula, la cara  y en ocasiones aparece dolor de cabeza.

¿Pero, por qué es tan “insoportable” la neuralgia del trigémino?

El trigémino tiene unas características y unas conexiones muy particulares, una de ellas es que está conectado con el Sistema Reticular que es una de las zonas más primitivas de nuestro cerebro, y una de sus ramas de origen sensitivo nace en el desdoblamiento de la duramadre, desde allí parten fibras que terminan en el tronco encefálico. Esta rama sensitiva se encarga de transportar impulsos exteroceptivos como  frío, calor o  dolor. La otra rama tiene función motora responsable de inervar los músculos de la masticación.
La neuralgia o dolor se manifiesta cuando en el nervio existe un trauma o un daño por la compresión vascular.

Durante el tratamiento con Terapia Cráneo–Sacral, valoraremos cuál es el factor que lo desencadena, y cuál es la situación global de cada persona, así como el estado en el que éste acude a la consulta.
Cuando existe dolor, el Sistema Nervioso Central se encuentra desordenado y eso hace que se sitúe en posición de defensa y se sienta intimidado por alguna situación que no es capaz de manejar.

A veces en un caso de neuralgia del trigémino, el Terapeuta Cráneo-Sacro puede trabajar directamente sobre la mandíbula, el macizo de la cara o incluso hacer manipulaciones intrabucales sobre la zona afectada, y otras a nivel distal. Todos los caminos son válidos si es el recorrido de trabajo que marca el paciente.

La Terapia Cráneo-Sacral es de gran ayuda en síntomas de neuralgia del trigémino proporcionando bienestar y confort para el paciente.